El Rincón Habla - Noticias de Rincón de la Victoria

  • Diario Digital | viernes, 01 de julio de 2022
  • Actualizado 13:11

CONFLICTO LABORAL

Vox apunta al alcalde Francisco Salado como responsable del conflicto colectivo en ciernes

Desde el GM VOX denuncian que "el equipo del gobierno sólo piensa en las 40 nuevas plazas que se crean para limpieza" y recuerdan que Borja Ortiz (PP), edil responsable y mano derecha de Salado, aseguró que los atrasos adeudados a los trabajadores de EMMSA se pagarían en abril.
Vehículos de EMMSA
Vehículos de EMMSA
Vox apunta al alcalde Francisco Salado como responsable del conflicto colectivo en ciernes

El Grupo Municipal de VOX en Rincón de la Victoria ha presentado un ruego ante el Consistorio rinconero para solicitar un informe de intervención cuyo propósito es consignar los fondos suficientes para hacer frente a los pagos atrasados de los trabajadores de EMMSA. “A pocas semanas de la privatización de la empresa de limpieza, todavía no está solucionado el pago de un año y medio de atrasos de la plantilla mixta”, ha criticado el portavoz del GM VOX, José Rodríguez.

Y es que en el Pleno Ordinario de pasado mes de marzo, el GM VOX en Rincón de la Victoria preguntó al concejal delegado, portavoz del Partido Popular y mano derecha de Francisco Salado en el municipio rinconero, Borja Ortiz, sobre los pagos atrasados a los trabajadores. Éste aseguró que el abono de los mismos se produciría a mediados del mes de abril. Sin embargo, “el pago sigue sin efectuarse”, ha lamentado Rodríguez.

Además, el portavoz de VOX ha recordado que “el Ayuntamiento de Rincón de la Victoria y FCC son los responsables de la empresa mixta de limpieza y no pueden pretender disolver la misma hasta liquidar la deuda con los trabajadores. Desde el equipo del gobierno sólo piensa en las casi 40 nuevas plazas que se crean para limpieza y se olvidan de los trabajadores que llevan años limpiando el municipio sin apenas medios y en condiciones lamentables”, ha denunciado.

Finalmente, Rodríguez ha hecho hincapié en la actualización de las tablas salariares. “De acuerdo con el Índice de Precios de Consumo (IPC) resultante, en el Convenio Colectivo para 2021 y 2022, los trabajadores indican que el IPC interanual, según diferentes estudios, marcaría una subida del 6,5%”. Sin embargo, explica, “la empresa (FCC) quiere negociar un 3,1% y su postura es inflexible”, por lo que “la inacción del alcalde y de sus socios en la empresa mixta desembocará en un conflicto colectivo”, ha asegurado José Rodríguez.