El Rincón Habla - Noticias de Rincón de la Victoria

  • Diario Digital | domingo, 26 de septiembre de 2021
  • Actualizado 08:15

URBANISMO

Nuevo urbanismo, viejas prácticas

El equipo de gobierno da el visto bueno al comienzo de los procedimientos para la construcción de 150 viviendas en Finca Garcés, una urbanización que no está recepcionada. Hacerlo costaría, al menos, 3 millones de euros y la Junta de Compensación ya no existe.
Urbanizacion finca Garcés. Foto: Estudio Cemosa.
Urbanizacion finca Garcés. Foto: Estudio Cemosa.
Nuevo urbanismo, viejas prácticas

El equipo de Gobierno llevaba hoy a Pleno el estudio de detalle para la ordenación urbanística de nuevas parcelas en la Finca Garcés, una urbanización que no está recepcionada y que los arreglos en la misma y su adecuación al plan urbano costaría alrededor de 3 millones de euros. El objetivo, avanzar para la construcción de 150 nuevas viviendas en la zona.

Sin embargo, el problema radica en que los avales de la Junta de Compensación son por valor de  algo más de 1 millón de euros y que dicha Junta de Compensación ya no existe. Por eso, el concejal de urbanismo, Miguel Ángel Jiménez, del Partido Popular, presentaba un encaje de bolillos que no convencía a ninguno de los partidos de la oposición por usar modelos antiguos en base a promesas de recepcionar en paralelo a la futura construcción. Para ello, explicaba Jiménez, la constructora pondría los millones faltantes del aval sujeto a un modelo de gestión.

El concejal de Izquierda Unida, Lele Gómez, señaló al concejal del Partido Popular, que están convirtiendo en algo normal que haya vecinos con limitación de derechos por vivir una zona no recepcionada y que permitir la construcción de 150 nuevas viviendas aumentará esta precariedad. “Que se siga avanzando en el expediente y que la constructora aporte lo que falta para la recepción, no lo hará por nada”, ha añadido el edil.

Además, el concejal del PSOE, Antonio Sánchez, ha recordado que se trata de una urbanización con graves problemas estructurales y que se deberían primero resolver estos problemas antes de aprobar la construcción de las viviendas. “Seguimos con el mismo modelo urbanístico. La experiencia nos dice que empezará la construcción y la recepción de la urbanización no estará hecha, agravando aún más los problemas de los vecinos”, ha incidido Sánchez.

Por su parte, el portavoz de Vox, José Rodríguez, ha sido recalcado que se trata de una obra potencialmente peligrosa en la que faltan todos los elementos de seguridad. “Hasta que no quede claro como se resuelven los problemas de esa urbanización, votaremos en contra”.

Finalmente, el avance del procedimiento para la construcción de las viviendas en la urbanización Garcés ha sido aprobada con los únicos votos a favor del Equipo de Gobierno.