21:39h. Miércoles, 20 de Junio de 2018

MERCADO INMOBILIARIO

Se disparan los precios del alquiler en Rincón de la Victoria

La preferencia por arrendar de muchas familias y la poca oferta de pisos para larga temporada frente a los vacacionales disparan los precios de los alquileres, y no parece tener freno. Basta entrar en internet para darse cuenta que los precios de los alquileres están por las nubes.  

Se alquila
Se alquila

Los informes de evolución de precios del mercado de alquiler del portal idealista.com son claros: 15,4% de subida interanual en la provincia de Málaga; y según el portal enalquiler.com: un 18,8 % en Rincón de la Victoria en el último año. En el lado contrario, la evolución de los salarios: un retroceso del 0,1% según publicaba recientemente Europa Press.

El Diario Sur publicaba a finales del pasado año que de cada cien trabajadores de la provincia, 41 sumaron a lo largo de 2016 ingresos inferiores a 9.080,4 euros, que es el salario mínimo interprofesional (SMI) anual. Otro 27% se situó en la banda que va de una a dos veces el SMI, es decir, entre 648,6 y 1.297,2 euros mensuales. 

Si a esto le restamos el precio medio de la cesta de la compra mensual, alrededor de 270 euros (según El Pais. Diciembre, 2016), y el recibo de la luz, 67,63€/mes (ofertia.com), se antoja difícil hacer frente a un alquiler para las rentas más modestas.

Cualquiera que entre en un portal de viviendas en alquiler puede encontrar "ofertas" como éstas:

570€. Piso en Rincón. 62m2. 1 Hab. 1 Baño
Céntrico piso, una habitación con armario empotrado, luminoso, cerca a todos los comercios y servicios de Rincón. Venga a verlo.
Rincon De La Victoria, Málaga

750€/mes. 3 hab. 128 m² 1ª planta exterior con ascensor
Excelente vivienda seminueva en zona muy tranquila junto a la montaña y a 5 minutos de la playa. Cerca de colegio y rápido acceso a autovía.
Parque Victoria. Rincon De La Victoria, Málaga

800 € /mes 60 m2, 2 hab, 2 baños
Piso en alquiler en calle La Huerta, Centro histórico en Rincón de la Victoria

900€/mes. Garaje incluido
3 hab. 100 m² 3ª planta exterior con ascensor.
La Cala del Moral, Málaga

 

Llamamos al propietario de un piso en alquiler que nos dice, sobre los precios, que “antes me bajaba los pantalones, pero ahora no. Hay mucha demanda y poca oferta, así que ahora somos nosotros los que ponemos los precios”. “Si no le gusta, váyase usted a Málaga”.

La alternativa está clara para jóvenes que se quieren emancipar, personas de mediana edad que se divorcian, autónomos, personas con bajas rentas, etc: emigrar a otros municipios. Pero esta opción da claramente al traste con la política del Ayuntamiento rinconero de querer alcanzar los 50.000 habitantes para conseguir una mayor cuota de impuestos nacionales y autonómicos, con los que poder hacer frente a infraestructuras de las que carece el municipio, tanto de ocio como de educación.

La cercanía a Málaga, la escalada de precios en la capital y los nuevos accesos de población joven al mercado de trabajo vuelven a precipitar a Rincón de la Victoria al calificativo de ciudad dormitorio de una población de renta alta no censada, que trabaja, vive y consume en la capital.

 

Monopolio de las inmobiliarias

Si muchas inmobiliarias habían cerrado tras la ruptura de la burbuja inmobiliaria y la crisis bancaria que había echado el cartel de cerrado a los préstamos hipotecarios, éstas han encontrado un nuevo filón en los alquileres, haciéndose con la mayoría del escaso parque de viviendas en alquiler, trasladando sus honorarios, que pueden llegar a ser de hasta una mensualidad completa, al arrendatario. Este nuevo modelo de negocio permite a la inmobiliaria captar los pisos en alquiler, porque al propietario no le supone gasto añadido. 

Este es el caso constatado de la inmobiliaria Panthea, en Rincón de la Victoria, que por una casita en alquiler, que enseñó durante 10 minutos, llegaba a pedir 500 euros en concepto de honorarios, una práctica del todo abusiva en un mercado desprotegido que se rige por la ley de la oferta y la necesidad, aunque muy alejado de la realidad económica de los malagueños.